decoracion

Cómo hacer un visillo

Paraxo Garcia Arquitecto
May 13, 2013
0

Cómo hacer un visillo. Consejos prácticos para que confecciones tu misma un visillo para tus ventanas

Cómo hacer un visillo. La diferencia entre un visillo y una cortina es el distinto  nivel de transparencia. Un visillo suele dejar pasar más la luz que una cortina, por lo tanto, suelen estar confeccionados de materiales más ligeros, transparentes y livianos que las cortinas.


Cómo hacer un visillo. Consejos prácticos para que confecciones tu misma un visillo para tus ventanas

En muchas ocasiones se suelen emplear visillos en combinación con cortinas, colocando estos por delante y dejando que sean las cortinas las que actúan de filtro principal de la luz.

Tanto las cortinas como los visillos nos ayudan a tamizar la luz que entra en nuestras viviendas, impidiendo una excesiva radiación solar y el sobrecalentamiento del ambiente interior e incluso permitiendo un mejor mantenimiento del mobiliario de nuestras habitaciones, que ante una excesiva exposición a la luz solar pueden llegar a envejecer más rápidamente.

Cómo hacer un visillo. Consejos prácticos para que confecciones tu misma un visillo para tus ventanas

Cómo  hacer un visillo.

Elección del estilo y del tipo de tela. Lo primero que habrá que hacer es elegir el tipo de tela que deseamos para nuestro visillo, como hemos comentado anteriormente el visillo se confecciona a partir de telas con gran transparencia. Existen telas sintéticas y telas naturales, las más tradicionales son el hilo y el lino.

Elección del sistema de sujeción. Se pueden elegir entre distintos sistemas de sujeción a la pared, barras, rieles, ganchos, etcétera, en el caso de que lo vayas a hacer tu mismo lo más aconsejable es optar por sistemas sencillos como las barras y las anillas o los cables tensados.

Cómo calcular la cantidad de tela. Para calcular la cantidad de tela necesaria para nuestro visillo necesitamos decidir previamente si vamos a optar por un estilo de visillo liso o con pliegues, en todo caso, lo primero será medir la anchura de la ventana a la que añadiremos aproximadamente 20 cm o 30cm a cada lado para obtener la medida total del la barra o del riel. La anchura de la barra será la que determinará el ancho del visillo, en el caso de cabeceras fruncidas, calcularemos una vez y media o dos veces la anchura de la barra o riel. Para pliegues calcularemos 15 cm por pliegue y unos 10 cm entre ellos. Y para visillos lisos calcularemos una anchura de tela un 20% mayor que la anchura de la barra o del riel.

En cuanto a los largos del visillo la decisión dependerá de si queremos que la tela llegue hasta el alfeizar de la ventana, hasta un radiador, hasta el suelo, etcétera.

Corte de la tela. Cuando cortemos la tela, seguiremos la línea del tejido para asegurarnos que el borde queda recto, algunos tejidos se deshilachan fácilmente. Para evitar  haremos punzadas en zig-zag con la máquina de coser por la línea antes de cortarla.

Se deben coser los dobladillos laterales e inferior de la misma manera que para cortinas sin forro, los visillos que pesan poco caen mejor si se añade peso al dobladillo inferior con un una cinta flexible de plomo de venta en mercerías.

Para la cabecera del visillo tomaremos unos 5 cm de tela. Le daremos la vuelta hacia abajo y la doblaremos de nuevo haciendo otro dobladillo de 4 cm. Coseremos dos filas de puntadas para hacer un canal por donde pasaremos el cable o la varilla.

Cómo hacer un visillo. Consejos prácticos para que confecciones tu misma un visillo para tus ventanas

®redactado por equipo editorial de decoración.vilssa

Las escaleras que se convierten en rampa
Cómo hacer una caja para juguetes
Paraxo Garcia
Arquitecto
Soy arquitecto y urbanista. Me encanta escribir sobre temas relacionados con la arquitectura, la ciudad y las cosas de la vida cotidiana

Artículos Relacionados

La tienda de Vilssa

 

Comentarios

Deja un Comentario

Tu email no será publicado.

Quieres que un experto se ponga en contacto contigo