Decoración

Los platos de ducha de resina. Buen producto a mejor precio

Paraxo Garcia Arquitecto
May 16, 2017
788
0

Las ventajas de instalar un plato de ducha de resina en el baño


Los platos de ducha de resina.

La industria de la construcción nos ofrece de vez en cuando nuevos productos que nos alejan de la tradicional piedra, la madera o el acero y nos acercan un poco más al siglo XXI. En este artículo quiero tratar el tema de los platos de ducha fabricados a partir de resinas.

Belleza de los platos de ducha de resina

Antes de entrar en detalle quiero compartir con vosotros una experiencia relacionada con los platos de ducha. Hace un año, en un viaje a un país extranjero (no voy a decir cual para que nadie se ofenda), pernocté dos días en una casa rural recién reformada. Todo era nuevo: cortinas, paredes recién pintadas, mobiliario a estrenar, etc… No os quiero aburrir…, el caso es que en el baño habían instalado un plato de ducha, a simple vista muy parecido a los platos de resina de los que luego hablaremos, pero en este caso estaba hecho in situ (quería ser una imitación ya que la textura imitaba una piedra lavada). Desde el punto de vista estético la apariencia del plato era aceptable, no digo que se respirase un ambiente de diseño Moma, pero bueno, estaba bastante bien. Sin embargo, cuando me duché la primera vez, inundé todo el cuarto de baño, el dormitorio y la cocina. Al principio pensé que yo era muy torpe, pero al día siguiente, con mucho más cuidado, la inundación se repitió, y esta vez os prometo que tomé todas las precauciones posibles, incluso me duché en cuclillas. ¿Por qué se volvió a inundar? Pues muy sencillo, el plato de ducha in situ, “semi enrasado con el suelo” y separado por una mampara de vidrio, estaba hecho de tal forma que el agua salía directamente fuera, el desnivel estaba invertido, así que el agua no iba hacía el desagüe, sino hacia fuera. Yo creo que era imposible haberlo hecho peor.

Se lo comenté a la propietaria de la casa y hablando con ella me dijo lo que le había costado y no salía de mi asombro, la reforma del baño le había salido por un dineral, yo pensé que lo había hecho por ahorrar pero no fue así, es que no encontraba nada más barato. Pero sabéis cual es el problema, el problema es que el país donde estaba no se vendían estos platos de ducha de resina a buen precio y la dueña había querido imitar la apariencia de un aseo con ducha enrasada y confío su suerte al primer albañil que le vendió la idea.

Y dicho esto, y después de mi experiencia (ya he proyectado varios aseos con este tipo de platos de ducha) os puedo asegurar que cuando un cliente pide un plato de ducha no lo dudo, le aconsejo la resina.

Los platos de ducha de resina, ¿por qué es una buena elección?

1-Antes de nada indicar que naturalmente el precio es un factor a tener en cuenta. Afortunadamente hoy en día los precios de estos platos son tan asequibles que no merece la pena hacer uno de obra, tal y como sucedía hace unos años.

Sólo compiten con ellos los platos de ducha de acero esmaltado. Pero eso si, aunque estos últimos pueden ser un poco más baratos, no ofrecen las mismas ventajas que un plato de ducha de resina.

Para que te hagas una idea de precios, os doy la dirección de una web que ofrece platos de ducha bastante baratos: Platos de ducha baratos

2-La estética. Los platos de ducha esmaltados tienen un espesor de aproximadamente 5cm. mientras que los platos de resina no superan los 3cm. Personalmente creo que lo más conveniente es colocarlos sobre el suelo, pero se podrían enrasar sin ningún problema con el nivel del pavimento. Yo creo que deben elevarse porque siempre es más bonito diferenciar espacios y además, no queremos convertir nuestro baño en un vestuario de polideportivo.

¿De que color es un plato de ducha convencional? La respuesta es blanco. La resina, sin embargo, nos permite disponer de platos de ducha de distintos colores y texturas, lo que nos ofrece la posibilidad de tener suelos antideslizantes y si somos muy atrevidos, incluso diseñar formas diferentes. Quizás esta sea la ventaja que lo diferencia del resto de productos del mercado en su categoría.

ventajas plato de ducha de resina

3-El mantenimiento. La resina es una material impermeable, y eso no solo se traduce en que no deja pasar el agua, sino que al tener el poro cerrado no es susceptible de ser atacado por hongos. Esto es común a los platos de ducha esmaltados pero a diferencia de estos últimos, la resina no se oxida, así que no tendremos el típico picotazo en la ducha que termina oxidándose.

4-Distintas formas y dimensiones. Es cierto que no hay nada imposible y que uno puede hacerse el plato de ducha que desee con el tamaño que más le plazca, si lo hace in situ es tan fácil como medir con la cinta métrica y colocar la ducha como queramos, si lo hacemos con un plato de ducha de acero esmaltado, tendríamos que pedirlo a medida, porque los platos de ducha de acero tienen medidas estándar (preparar la cartera). Pero si lo elegimos de resina, el abanico se abre enormemente, ya que el mercado ofrece hoy en día mucha más variedad de platos de ducha de resina que de otro tipo (desafortunadamente no en todos los países existe la misma oferta).

5-La colocación. Bueno este es un tema controvertido porque muchos te podrán decir que no tienen problema alguno en colocar cualquier tipo de plato de ducha en tiempo record y con un acabado perfecto, ahora bien , la realidad es que el reducido espesor de estos platos hace que sean más versátiles de colocar que un plato convencional de acero, sobretodo si se trata de la reforma de un baño, y sobra decir que las garantías de que queden bien colocados son muy superiores a cualquier obra in situ (que se lo digan a los pobres huéspedes de la casa rural que os comenté al principio), ya que el plato viene prefabricado y sólo hay que colocarlo (sin preocuparnos en exceso de los niveles).

platos de ducha con resina

6-Las reparaciones. Aquí no quiero vender duros a cuatro pesetas. Todo se puede reparar, pero no es fácil. La verdad es que para reparar un plato de ducha de acero hay que lijar y esmaltar y eso no es fácil de hacer, pero la resina, aunque más fácil de reparar, tampoco es una cosa al alcance de cualquiera por muy manitas que sea. Lo único que te puedo decir, es que los platos de ducha de resina son mucho más duraderos que los de acero esmaltado, a no ser que te guste ducharte con un martillo neumático.

7-El precio. El precio de un plato de ducha de resina es similar al de un plato de acero. Siempre podrás encontrar cosas carísimas o gangas a precios increíbles, pero para que te hagas una idea (porque seguro que más de uno se lo esta preguntando) la inversión en ambos casos es similar.

En conclusión. Los platos de ducha de resina son una muy buena alternativa para baños y aseos: son económicos, cómodos y fáciles de mantener e instalar, podemos optar por otro tipo de plato y seguro que también acertamos, porque la clave está en elegir algo que se adapte a nuestras necesidades, sea económico y de buena calidad, y sobretodo, que lo instale un profesional, porque si no, da lo mismo lo que compres…. Corres el riesgo de ducharte y convertir tu casa en una piscina. Pero si buscas algo limpio de instalar, a buen precio y estéticamente moderno, el plato de ducha de resina puede ser una buena elección. J

Piscinas prefabricadas en contenedores de carga.
Cómo hacer una mesa de comedor y un banco sin saber casi nada de carpintería.
Paraxo Garcia
Arquitecto
Soy arquitecto y urbanista. Me encanta escribir sobre temas relacionados con la arquitectura, la ciudad y las cosas de la vida cotidiana

Artículos Relacionados

La tienda de Vilssa

 

Comentarios

Deja un Comentario

Tu email no será publicado.

Quieres que un experto se ponga en contacto contigo