construccion

Sistemas de calefacción radiante por muros y paredes

victoria Arquitecto
Ene 07, 2014
0

Qué son los sistemas de calefacción radiante por muros y paredes

Sistemas de calefacción radiante  por muros y paredes. Estamos acostumbrados a ver la calefacción mediante sistemas de radiadores en las paredes o sistemas de suelo radiante, pero pocas veces vemos sistemas de calefacción radiante por muros o paredes.


Los sistemas de calefacción radiante  por  muros y paredes funcionan de la misma manera que el suelo radiante, es decir, buscan la inercia de los materiales para ir cediendo el calor poco a poco. La efectividad del suelo radiante o la pared radiante es, en principio, mucho mayor que la de otro tipo de calefacción, aunque hay que tener en cuenta una serie de limitaciones y peculiaridades.

Qué son los sistemas de calefacción radiante por muros y paredes

Sistemas de calefacción radiante por muros y paredes. Características, ventajas y desventajas.

-La pared radiante es un sistema de calefacción que funciona a partir de un circuito de tuberías que se distribuye por las paredes del edificio, el calor se transmite fundamentalmente por radiación. El sistema más eficiente, barato y el más usado es la calefacción mediante circuito de agua caliente, aunque, al igual que el suelo radiante, también se pueden utilizar resistencias eléctricas distribuidas por el interior de la pared, pero en este caso el sistema es mucho más caro y menos eficiente.

-El calor puede ser producido por distintas fuentes: calderas de combustión, bombas de calor, etc... Lo más eficiente es utilizar bombas de calor con apoyos de sistemas de energía renovable como la geotérmia de baja temperatura.

-La distribución del calor se realiza de forma uniforme por toda la pared. La inercia del material es muy importante ya que se busca el aporte de calor al ambiente a lo largo del tiempo (es preferible usar cerámica, morteros o yesos antes que revestimientos de madera o tela). Los sistemas de suelo o pared radiante no pretenden calentar un espacio en poco tiempo sino hacerlo de manera continuada a lo largo de un periodo de tiempo.

-La aportación de calor sobre la superficie de la pared requiere que esta esté realizada con materiales de alta conductividad térmica. Los materiales más aislantes térmicamente como la madera no son aconsejables como revestimiento interior en sistemas de pared radiante.

-Por otro lado, hay que tener en cuenta que hay materiales que se pueden dañarse ante la acumulación excesiva de calor, por ejemplo la madera, vinilos, etc...

Cómo inconvenientes, los sistemas de calefacción radiante por muros y paredes impiden la colocación de elementos que interfieran en la transmisión de calor, por ejemplo, estanterías o cuadros, estos últimos, podrían dañarse por las altas temperaturas.

Otro de los aspectos a considerar a la hora de plantear  un muro o pared radiante es que el calor tiende a ascender, por lo que la principal fuente de calor en una pared o muro radiante debe colocarse los más baja posible para evitar pérdidas y que el sistema sea lo más eficiente posible.

El hidrógeno para nuestras calderas de agua caliente
victoria
Arquitecto
Soy una persona apasionada por la arquitectura y la ciudad

Artículos Relacionados

La tienda de Vilssa

 

Comentarios

Deja un Comentario

Tu email no será publicado.

Quieres que un experto se ponga en contacto contigo