construccion

Ventilación forzada y ventilación inducida

Paraxo Garcia Arquitecto
Abr 25, 2013
1

Ventilación forzada y ventilación inducida. Mecanismos y estrategias para evitar el sobrecalentamiento de nuestros edificios

Ventilación forzada y ventilación inducida. La ventilación natural es una estrategia muy determinante a la hora de mantener las condiciones de temperatura y confort ideal dentro de nuestros edificios, sin embargo, en determinadas ocasiones, no es posible mantener una ventilación natural adecuada, en la mayoría de los casos debido a que la velocidad del aire es insuficiente para mover el caudal necesario por todo el edificio.


Por lo tanto, hay ocasiones en las que es necesario acudir a estrategias de ventilación forzada para asegurar el movimiento del caudal de aire necesario para mantener las condiciones interiores climáticas en niveles adecuados. Existen multitud de sistemas mecánicos que nos pueden ayudar en este cometido, ventiladores, extractores o impulsores de aire, estos sistemas pueden estar combinados con sistemas naturales de impulsión de tal forma que sólo entran en funcionamiento cuando sea necesario.

Actualmente la introducción de sistemas informáticos y software que controlan las condiciones de las instalaciones y los distintos sistemas de nuestros edificios, pueden facilitar enormemente la utilización combinada de sistemas de ventilación natural y sistemas de ventilación forzada.


Únete a nuestro foro del hogar

Un ejemplo de ventilación forzada mecánica es el edificio Hall 26 de los recintos feriales de Hanover de Thomas Herzog, que dispone de un sistema mecánico de impulsión de aire por desplazamiento, el aire se lanza desde unos conductos de vidrio que no obstruyen la visión del pabellón, una vez caliente, asciende y se elimina por unos puntos situados en la cubierta del edificio, a los que llega debido a la forma curva de la misma.

Ventilación forzada y ventilación inducida. Mecanismos y estrategias para evitar el sobrecalentamiento de  nuestros edificios

Fuente foto: http://www.herzog-und-partner.de, autor: Dieter Leistner

Existen algunos sistemas como las llamadas chimeneas solares, que facilitan la ventilación de nuestros edificios de una manera natural. Estas chimeneas lo que pretenden es calentar el aire que circula por ellas gracias a distintos mecanismos, como una pared transparente, paredes pintadas de negro, etcétera, consiguiendo de esta manera que el aire ascienda y sea expulsado por la parte superior de la chimenea. También se  se puede introducir mecanismos, como los orientadores con veleta, que ayudan a orientar la boca de extracción de aire en la dirección opuesta a la del viento, ayudando de esta manera a la extracción.

Ventilación inducida, la extracción de aire de nuestros edificios puede resultar más o menos sencilla, sin embargo la inducción del aire es un sistema un poco más complejo, existen casos de arquitectura bioclimática que han  diseñado sistemas que ayudan a introducir corrientes de aire dentro de nuestros edificios, por ejemplo, el centro de cultura de Renzo Piano, en Nouméa (1998), donde las fachadas actúan inteligentemente, permitiendo sólo la entrada de aire en determinadas circunstancias.

Ventilación forzada y ventilación inducida. Mecanismos y estrategias para evitar el sobrecalentamiento de  nuestros edificios

Fuente foto: http://www.galinsky.com

 

®redactado por equipo editorial de construccion.vilssa

Tipos de madera para la construcción, en función a su procedencia
La madera en rollo estructural
Paraxo Garcia
Arquitecto
Soy arquitecto y urbanista. Me encanta escribir sobre temas relacionados con la arquitectura, la ciudad y las cosas de la vida cotidiana

Artículos Relacionados

La tienda de Vilssa

 

Comentarios

  • Excelente articulo tienen mas informacion sobre ventilacion natural como inducirla
    2017-01-29 12:29:21
    Contesta

Deja un Comentario

Tu email no será publicado.

Quieres que un experto se ponga en contacto contigo

Los datos de acceso serán enviados a tu email
Registro