tendencias

Una superbateria flexible hecha con grafeno y carbono

victoria Arquitecto
Jun 12, 2014
0

Desarrollan una bateria flexible de gran capacidad

Una superbateria flexible hecha con grafeno y carbono. Hoy en día, casi todos los dispositivos que utilizamos  en nuestra vida cotidiana funcionan gracias a pequeñas baterías, desde ordenadores portátiles a los smartphones más pequeños. Es por ello  que la investigación en el campo de las baterías tiene una gran importancia para el futuro.


Desarrollan una bateria flexible de gran capacidad

Un equipo internacional de investigadores han desarrollado una super batería realizar a partir de grafeno y nanotubos de carbono que es tan flexible que puede ser tejida en la ropa y tan poderosa que se puede utilizar para casi cualquier dispositivo portátil. El prototipo tiene una capacidad de carga de más de 10.000 ciclos, es mucho más ligero y tiene una capacidad de carga mucho más rápida que cualquier batería actual.

Los investigadores de la Universidad Tecnológica de Nanyang ( NTU ) en Singapur, la Universidad de Tsinghua en Beijing , China, y la Universidad Case Western Reserve en Cleveland, Ohio, han desarrollado esta batería por calentamiento y uniendo pequeñas hojas de grafeno a escala micro y nanotubos de carbono formando una red interconectada de filamentos.

En lenguaje coloquial, esta batería es capaz en 1 cm³ de albergar 300 Faradios, su capacidad es más que suficiente para alimentar a la mayoría de dispositivos de baja potencia que utilizamos en la actualidad. El gran inconveniente de está super batería flexible es su precio de producción, lo que   los investigadores actuales pretenden reducir a partir de la producción a mayor escala, conviertiéndose en un artículo comercialmente viable.

Uno de los puntos fuertes de esta super batería flexible es que podrá ser utilizada para tejerse en la ropa, mochilas, zapatos y cualquier otro artículo, de tal forma que podamos disponer de un equipo de energía portátil para alimentar dispositivos GPS, teléfonos móviles, monitores médicos, etc…, sin olvidar, claro está, su potencial uso militar para alimentar equipos de soldados.

Otro de las puertas que abre este tipo de tecnología, es su uso en la industria de automoción. Su alta densidad, su baja masa y reducido peso, nos permitiría tener baterías de gran almacenamiento con gran capacidad de carga y descarga para colocar en cualquier vehículo eléctrico. Hoy en día, uno de los grandes problemas con los que se encuentran los ingenieros que diseñan vehículos eléctricos es el espacio reducido para colocar las baterías, gracias a estas super baterías flexibles de grafeno y carbono, se podría diseñar vehículos más ligeros inflexibles.

Fuente:http://blog.case.edu/think/2014/05/13/flexible_supercapacitor_raises_bar_for_volumetric_energy_density

Algunos inventos muy útiles para la vida cotidiana
¿Influye la belleza en las relaciones sociales?
victoria
Arquitecto
Soy una persona apasionada por la arquitectura y la ciudad

Artículos Relacionados

La tienda de Vilssa

 

Comentarios

Deja un Comentario

Tu email no será publicado.

Quieres que un experto se ponga en contacto contigo