ciudades

Por qué hace más calor en la ciudad que en el campo

Paraxo Garcia Arquitecto
Ene 14, 2014
0

Razones por las que hace más calor en la ciudad en verano que en el campo

Por qué hace más calor en la ciudad que en el campo en verano. En las grandes ciudades, durante los meses de verano, la sensación de calor puede llegar a ser agobiante. Algo que contrasta con las zonas rurales, donde la temperatura es de 5ºC o 6 ºC menos.


Las razones de estas diferencias se deben a varios factores que tienen que ver con la morfología de la ciudad, los materiales con los que se construyen las calles y edificios, la ausencia o no de masas verdes y de agua, los grandes sistemas de climatización de los edificios, el tráfico, etc…. Veamos con detalle como incide cada uno de estos factores en el aumento de la temperatura en la ciudad durante los meses de verano.

Por qué hace más calor en la ciudad que en el campo en verano. 


Únete a nuestro foro del hogar

-Los materiales con los que se hacen las calles y los edificios. Las calles de nuestras ciudades están pavimentadas con materiales masivos de gran inercia térmica: asfalto, hormigón, etc… Estos materiales absorben muy bien el calor y lo van cediendo poco poco al ambiente. La inercia térmica es un valor que define el tiempo que un material tarda en transmitir el calor. Lo que sucede con las calles y edificios de nuestras ciudades es que durante el día la radiación solar hace que se acumule gran cantidad de calor en ellos que es cedido a la atmósfera durante la noche, lo que hace que según vayan pasando los días la temperatura de la ciudad vaya aumentando poco a poco.

Razones por las que hace más calor en la ciudad en verano que en el campo

-La morfología de la ciudad. Nuestras ciudades están diseñadas para optimizar el espacio y buscar la mayor cantidad de luz posible. Grandes edificios en altura como los árboles de la selva, se elevan buscando la mayor cantidad de luz posible. En realidad, aunque muchos crean que en las ciudades algunos edificios arrojan sombra sobre otros, la cantidad de radiación solar que llega al suelo es mucho más elevada que en un bosque, lo que hace que sumado a la gran inercia de los materiales como el asfalto, nuestras calles sean gigantescos radiadores captadores de calor.

-Falta de zonas verdes y masas de agua. Las grandes masas de arboles ayudan a crear espacios de sombra pero también aumentan la humedad relativa del aire, lo que ayuda a regular la temperatura ambiente. El agua ayuda al enfriamiento evaporativo, es decir, al evaporarse el agua, esta absorbe calor, lo que hace que se reduzca la temperatura ambiente (puedes leer más sobre el enfriamiento evaporativo en este artículo)

-Incidencia de los grandes sistemas de climatización. Las ciudades en verano son productoras de calor debido a distintas causas: bombas de calor en ciclo de enfriamiento y  vehículos de combustión. Los sistemas de climatización convencionales emiten una gran cantidad de calor cuando producen frío. En realidad lo que hacen es absorber el calor del interior de los edificios y expulsarlo al exterior, lo que aumenta la temperatura ambiente. Por otro lado, la gran cantidad de vehículos, pequeños productores de calor ayuda también a aumentar la temperatura del aire.

Todos estos factores inciden en el aumento de la temperatura dentro de la ciudad, haciendo que en el mismo día en sitios no muy alejados entre si como puede ser la ciudad y el campo que la circunda, puedan existir diferencias de temperatura de más de 5ºC.

Una visita al canal de Panamá
Nuevos medios de transporte para la ciudad
Paraxo Garcia
Arquitecto
Soy arquitecto y urbanista. Me encanta escribir sobre temas relacionados con la arquitectura, la ciudad y las cosas de la vida cotidiana

Artículos Relacionados

La tienda de Vilssa

 

Comentarios

Deja un Comentario

Tu email no será publicado.

Quieres que un experto se ponga en contacto contigo

Los datos de acceso serán enviados a tu email
Registro